PLUSVALÍA MUNICIPAL: PRUEBA PARA LA DETERMINACIÓN DE LA PÉRDIDA PATRIMONIAL

PLUSVALIA MUNICIPAL: PRUEBA PARA LA DETERMINACIÓN DE LA PÉRDIDA PATRIMONIAL

 

Hace pocos días salió publicado en prensa la noticia que el Tribunal Constitucional había dictado una sentencia en que se determinaba que las escrituras tanto de transmisión como de venta era suficiente prueba determinar si había perdida patrimonial y, por tanto, no tenía que devengarse el citado impuesto. De esta manera, se daba la vuelta a la doctrina sentada por muchos Tribunales Superiores de Justicia en la que establecían la necesidad de una mayor prueba por parte del sujeto pasivo y de esta forma la necesidad de acudir a pruebas periciales.

Dicho esto, con el presente blog queremos explicaros como ha evolucionado la jurisprudencia en un breve periodo de tiempo, en concreto desde que el propio Tribunal Constitucional declaró que el IMPUESTO DE PLUSVALIA MUNICIPAL no procedió en los casos en que había pérdida patrimonial.

1.- Con fecha de Septiembre de 2016 entró en el Tribunal Constitucional, la cuestión de constitucionalidad promovida por el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 1 de Jerez de la Frontera. El fundamento era la posible inconstitucionalidad del artículo 107.1 del TRLRHL por vulneración del principio de capacidad económica del artículo 31.1 CE.

Conforme a la citada cuestión, el fundamento de la misma no era otro sino si estaba gravado o no la transmisión de la propiedad de los terrenos, se hubiese producido o no, un beneficio para el transmitente. Y si eso es así, era o no contario al artículo 31.1 CE.

¿Que resolvió el TC? Determinó que basta con ser titular de un terreno de naturaleza urbana para que se anude a esta circunstancia, como consecuencia inseparable e irreflutable, un incremento de valor sometido a tributación. Es decir, la mera titularidad de un terreno, durante un determinado tiempo, implicaba pagar la plusvalía municipal. Incluso cuando no se producía un incremento de valor del bien, o cuando se producía un decremento del mismo. Y esta circunstancia, según el TC impide al ciudadano cumplir con su obligación de contribuir de acuerdo con un capacidad económica.

Consecuentemente, el TC declaró inconstitucional y nulo los artículos 107.1, 107.2.a) y 110.4 del TRLRHL pero solo en la medida en que hayan previsto excluir del tributo las situaciones inexpresivas de capacidad económica por inexistencia de incremento de valor ( como veremos más adelante, aquí el propio TC se ha enmendado parcialmente).

2.- Dictada esta Sentencia, nos encontramos con que hubo una avalancha de solicitudes de ingresos indebidos en los distintos Ayuntamientos e incluso de supuestos de no sujeción. Frente a ello, múltiples Ayuntamientos optaron por interpretar la Sentencia antes mencionada en el sentido que se podía girar el citado impuesto si había incremento patrimonial ( ganancia).

En el ámbito de los Tribunales Superiores de Justicia nos encontramos con aquellos que fueron partidarios de considerar que el impuesto podía devengarse cuando había incremento patrimonial y otros, como la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia en su Sentencia 787/2017 de 30 de octubre, decía así “  (…) Quinto. (…) sobre la cuestión controvertida a las nuevas determinaciones de la expresada jurisprudencia constitucional, como vienen haciendo otros tribunales de este mismo orden jurisdiccional contencioso administrativo–(…)-,con la consecuencia obligada de la declaración de invalidez de las correspondientes actuaciones municipales liquidadoras del impuesto de continua referencia -IIVTNU por falta de cobertura normativa legal para la exacción del tributo hasta que por el legislador estatal de haciendas locales no se atienda, finalmente, el expresado mandato expreso de la jurisprudencia constitucional citada(…)”, es decir, consideraba que las liquidaciones municipales, eran invalidas por falta de ley positiva que aplicar al respecto.

3.- Sentencia del Tribunal Supremo 2499/2018: Ante esta divergencia de criterios era necesario una respuesta por parte del Tribunal Supremo, y esta llegó con la Sentencia número 2499/2018.

Dicha Sentencia considera que los preceptos declarados inconstitucionales por el TC adolecen solo de una inconstitucionalidad y nulidad parcial. En este sentido, declara el TS “ “En este sentido, son constitucionales y resultan, pues, plenamente aplicables, en todos aquellos supuestos en los que el obligado tributario no ha logrado acreditar (…) que la transmisión de la propiedad de los terrenos por cualquier título(…) no ha puesto de manifiesto un incremento de su valor o, lo que es igual, una capacidad económica susceptible de ser gravada con fundamento en el artículo 31.1 CE”.

Esto que quiere decir, el TS en su Sentencia nos los aclara al decir ““el artículo 110.4 de la Ley de Haciendas Localesl , sin embargo, es inconstitucional y nulo en todo caso (inconstitucionalidad total) porque, como señala la STC 59/2017, ‘no permite acreditar un resultado diferente al resultante de la aplicación de las reglas de valoración que contiene,o dicho de otro modo, porque ‘impide a los sujetos pasivos que puedan acreditar la existencia de una situación inexpresiva de capacidad económica(SSTC 26/2017, FJ 7, y 37/2017, FJ 5)’”, pero esa nulidad ( articulo 110.4 TRLRHL) “posibilita que los obligados tributarios puedan probar, desde la STC 59/2017, la inexistencia de un aumento del valor del terreno ante la habilita la plena aplicación de los artículos 107.1 y 107.2 a) de la Ley de Haciendas Locales”.

Si nos detenemos, aunque sea de forma breve, a partir de la citada Sentencia, cabe prueba en contrario por parte del sujeto pasivo, y, para probar la inexistencia de una PLUSVALIA real obtenida en la transmisión del terreno de naturaleza urbana, el TS considera que se puede acudir a los siguientes medios de prueba:

  •  Las escrituras notariales que manifiesten la diferencia entre el valor de adquisición y venta.
  • Prueba pericial.
  • Cualquier otro medio probatorio admitido en el 106 Ley General Tributaria. (Que se remite a los medios de prueba de la Ley de Enjuiciamiento Civil).

De esta forma, si el obligado tributario probase que el terreno no ha aumentado de valor, le correspondía a la Administración probar lo contrario, solo de esta manera, podría aplicar los preceptos del TRLRHL, que la STC, dejo en vigor en caso de PLUSVALÍA.

Con posterioridad en su Sentencia de 13 de febrero de 2019 señaló “ (…) se ha declarado inconstitucional la presunción  iuris et de iure que contemplaba dicho precepto, abriendo a los sujetos pasivos el derecho a acreditar la inexistencia de incremento de valor en el terreno.(…)”.

4.- Sentencia del Tribunal Constitucional de 30 de septiembre de 2019 ( número 107/2019): Considera que para determinar la inexistencia de incremento de valor basta con el contraste entre los valores de adquisición y transmisión de las respectivas escrituras aportadas, la falta de valoración de las mismas vulnera la tutela jurisdiccional efectiva del art. 24.1 de la CE. En concreto dice “ La vulneración del art. 24.1 CE se sustenta en la falta de valoración de las escrituras de compraventa, cuya veracidad no fue tampoco contestada por el ayuntamiento, por lo que su valoración por el órgano judicial resultaba en este caso insoslayable. Por último, el razonamiento contenido en la sentencia, con remisión a otra del Juzgado núm. 22 de Madrid, de 9 de febrero de 2015 (dictada en el procedimiento ordinario 233-2014), no enerva la anterior conclusión, pues precisamente la sentencia que se cita abordaba un supuesto en el cual ni siquiera había sido solicitado el recibimiento a prueba, sino que el demandante se había limitado a realizar alegaciones generales sobre la evolución del mercado inmobiliario. Por tanto, el argumento exteriorizado en la sentencia recurrida para justificar la insuficiencia probatoria resulta irrazonable, al contenerse una remisión a un supuesto sustancialmente distinto. La revisión que se lleva a cabo en el auto que desestima el incidente de nulidad de actuaciones, en fin, no remedia la anterior lesión.

Por los razonamientos expuestos, debe estimarse el presente recurso de amparo, declarando vulnerado el derecho fundamental de la recurrente a la tutela judicial efectiva (art. 24.1 CE), por no valorarse la prueba documental citada (escrituras de compra y de posterior venta del inmueble) conforme a las reglas de la sana crítica. La estimación del recurso y el otorgamiento del amparo por la mencionada vulneración conducen a anular las resoluciones recurridas y a retrotraer las actuaciones, a fin de que sean los órganos de la jurisdicción ordinaria quienes se pronuncien, de forma respetuosa con el derecho fundamental».

5.- Finalmente indicar con fecha de 31 de octubre de 2019 ha salido publicado en prensa que el TC tumba el IMPUESTO DE PLUSVALIA MUNICIPAL cuando el impuesto supere a las ganancias. Si acudimos a la nota de prensa sacada por el propio TC se dice “El Pleno del Tribunal constitucional ha estimado por unanimidad la cuestión de inconstitucionalidad planteada por el Juzgado Contencioso-administrativo número 32 de Madrid y, en consecuencia, ha declarado que el art. 107.4 del Texto Refundido de la Ley Reguladora de las Haciendas Locales, aprobado el 5 de marzo de 2004, es inconstitucional, en los términos referidos en el Fundamento jurídico quinto apartado a).

 La sentencia, cuya ponencia ha correspondido al Magistrado Pedro GonzálezTrevijano, argumenta que cuando existe un incremento de la transmisión y la cuota que sale a pagar es mayor al incremento realmente obtenido por el ciudadano, se estaría tributando por una renta inexistente, virtual o ficticia, produciendo un exceso de tributación contrario a los principios constitucionales de capacidad económica y no confiscatoriedad (art. 31.1 CE)”.

¿ Qué quiere decir la citada Sentencia?, Sencillo, no procede el abono del IMPUESTO DE PLUSVALIA MUNICIPAL en aquellos casos que la cuota a abonar por esto impuesto es superior que la ganancia real obtenida.

Si tiene cualquier duda en materia de PLUSVALIA MUNICIPAL, póngase en contacto con nuestro Despacho.